Última hora

#sábadocanalla: La cuestión autonómica

Hoy, en este sábado, queremos afrontar una cuestión de alto calado en nuestra sociedad y en nuestro país. Se trata de la tan llamada ‘cuestión autonómica’, de la descentralización de los poderes del Estado. Vamos a empezar a analizar poco a poco este tema, porque la verdad es que tiene lo suyo…

Vamos a partir de la base de que la descentralización del Estado, hasta en aquellos países que tienen un mayor poder central como podría ser el ejemplo de Francia, tiene enormes ventajas a la hora de la gestión más cercana. Por ejemplo, los departamentos en el país galo no tienen prácticamente protagonismo, pero las municipalidades sirven para gestionar los asuntos más cercanos a los ciudadanos. En aspectos prácticos, del día a día, cuánto más cerca esté el poder del ciudadano, más fácil podrá cumplir sus demandas. Luego podemos ir al ejemplo de Estados Unidos, que es uno de los países más descentralizados del mundo porque cada uno de sus estados tiene una gran autonomía para establecer sus propias leyes. Partamos de esta base.

Luego está el tema de los asuntos que pueden ser o no descentralizados. Vamos a un ejemplo concreto y que atañe enormemente a los productores de vacuno. Se trata de la sanidad animal. No tiene demasiado sentido que cada comunidad autónoma dicte unas normas diferentes, porque las enfermedades no saben de fronteras y se corre el riesgo de que unos ganaderos, con las mismas condiciones que otros, estén en una situación en la que no pueden competir. Además, lo cierto es que en España se ha llevado la multiplicación de las administraciones al paroxismo, con departamentos de administraciones locales, provinciales, autonómicas o estatales que prácticamente se solapan…

Como todo, la verdad está en el término medio. Descentralización, sí. Pero de aquellos temas que sirvan para hacerle la vida más fácil a los ciudadanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*